Cómo funciona el mercado digital: NFT, Blockchain y Criptomonedas

data-computer-businessmen-monitor
data-computer-businessmen-monitor

¿Te has preguntado qué significan las siglas NFT que recientemente han estado apareciendo en diversas notas relacionadas con el mundo de las transacciones digitales? Aquí podrás enterarte un poco más al respecto.

Las siglas NFT derivan del término en inglés Non Fungible Token o, en español, Token No Fungible; que básicamente se refiere a lo que en el mundo de las transacciones digitales se denomina como activo digital.

No termino de resolver tu duda, ¿verdad?

Por activo digital podemos entender todo aquello que no existe de forma material, solamente en el ámbito digital; representa un bien o derecho respecto del cual se tiene la propiedad o el permiso para usarlo.

Algunos ejemplos de activos digitales son las bases de datos, fotografías, programas de software, criptomonedas, tokens, entre otros.

¿A qué se refiere el término token?

En el mundo digital el término token se ha utilizado para hacer referencia a monedas digitales, fichas, o representaciones de valor; que sirven para hacer intercambios de bienes o servicios en plataformas digitales o proyectos específicos.

- Anuncio -

Es importante entender que los tokens no tienen ningún respaldo en dinero real, y tampoco están regulados por un banco central o entidad gubernamental; son medios de intercambio digitales que solamente son reconocidos por el emisor privado que los crea y los usuarios que los adquieren.

Los tokens digitales surgieron en los entornos de la tecnología que conocemos como Blockchain (cadena de bloques); ya que su creación depende de la existencia de una plataforma blockchain que los respalde y les permita funcionar (como Ethereum, por ejemplo).

Características de un token

Los primeros tokens creados tenían la característica de ser fungibles, es decir, poder ser reemplazados por otros de la misma especie, calidad y cantidad; además de que al ser utilizados se consumen en el acto.

Como sucede con el dinero al momento de entregarlo a cambio de un bien o servicio; o al cambiar un billete por otro de la misma moneda y denominación.

Los tokens son emitidos dentro de una blockchain para representar una parte o fracción determinada de un proyecto específico y su intercambio dentro del proyecto; está regulado a través de Smart Contracts o contratos inteligentes.

Por ejemplo, un proyecto de inversión que busca captar recursos para crear un desarrollo inmobiliario y se emite un token que le otorgué a los inversor es el derecho proporcional a recibir un porcentaje de las rentas que generen las distintas áreas del complejo inmobiliario.

El inversor no es copropietario de los inmuebles, sino simplemente titular de un activo digital que le otorga derechos específicos en el proyecto y libremente puede intercambiar su token por otros.

Diferencia de un token y un NFT

A diferencia de los tokens, la característica que le da distintividad a un NFT es la no fungibilidad. Es decir, la imposibilidad de ser intercambiados por otros activos digitales de la misma especie o agotarse (consumirse) en el acto en el que sean transmitidos de una persona a otra; ya que también los NFT están regulados a través de smart contracts.

Entonces, te preguntarás, ¿para qué se crearon tokens no fungibles?, bien, la razón de su existencia es que permiten representar bienes digitales o reales, y servir como medios de autenticidad y de propiedad sobre los bienes que representan.

Al tener todas las características de un token digital y estar respaldados dentro de una blockchain, son activos digitales que son infalsificables, permanentes, perfectamente rastreables y no pueden ser replicados o alterados por terceras personas; ya que la función de los NFT es representar bienes únicos.

El uso y función de los NFT

Ahora sí, podemos ir aclarando el panorama y empezar a entender qué son los NFT’s, pero, ¿en qué se han estado utilizando?

Bueno, el hecho de que sean la representación digital de bienes únicos ha propiciado que los NFT se utilicen, principalmente, para respaldar imágenes digitales, fotografías, tweets y todo tipo de representaciones digitales de bienes a los cuales se les quiere otorgar un valor.

Ya sea por su número limitado de existencias, por su rareza, su exclusividad, su susceptibilidad a ser coleccionables; o bien, por la expresión artística que representan, entre otras razones.

Actualmente, los NFT´s han dado la pauta para que exista todo un mercado digital que vive y se mantiene por la especulación que generan las personas que participan en él.

El mercado digital involucra cuestiones subjetivas

El comportamiento de este mercado digital es similar al que se presenta en el mundo de las subastas de bienes; en donde el valor de lo subastado no tiene un respaldo meramente objetivo y en el que muchos factores y variables entran en juego.

Por ejemplo: el número de piezas existentes, el autor de la obra, la persona que fue propietaria del bien, el evento al que hace alusión, la polémica que se genere, y un gran etcétera.

Todo ello involucra cuestiones subjetivas que hacen que la gente le otorgue un determinado valor a los bienes que adquiere en subasta.

Ahora sí, ya sabes qué es un NFT y a grandes rasgos para qué sirve.

Te invito a que no limites tu curiosidad al respecto, profundices en el tema por tu cuenta y sigas atento a las notas que estaré publicando al respecto en un futuro.

- Anuncio -
Artículo anteriorEnergía solar como alternativa comercial en el secado de alimentos
Artículo siguienteLlega Blockchain Land @Home para arrasar con las tendencias del internet
Soy un abogado especializado en brindar asesoría a empresas y empresarios, comprometido con la ética profesional y el impulso de negocios innovadores y que ayuden al desarrollo social; interesado en las nuevas tecnologías y la disrupción.